lunes, 13 de mayo de 2013

El Monte Gundabad


Hace ya varios meses que abandoné un poco mis reseñas sobre el MERP. No quiere decir que me haya olvidado de ellas, pero sí reconozco que poco a poco se me han hecho más y más cuesta arriba y a veces es mejor desconectar y retomar las cosas con ganas porque si no, uno acaba asqueándose y no es bueno ni el MERP lo merece.

Es por eso que hoy quiero traer la que fue la tercera compra rolera de mi vida, un módulo que solo pude dirigir unas cuantas veces debido a su dificultad y que hasta que no han pasado los años no he sabido cómo coger el tono que realmente pide. Como muchos ya sabrán por la portada, hablamos de El Monte Gundabad.

El Monte Gundabad corresponde a la línea de módulos que siguieron la estela del elegante negro, dejando atrás el colorido de antes; eso sí, sin perder las espectaculares portadas de Angus McBride. El módulo fue editado en pasta blanda con portadas a color e interior en blanco y negro, con ilustraciones bastante buenas y un total de 88 páginas. 

El libro empieza con el ritual al que nos tienen habituados todos los suplementos del MERP de las primeras páginas dedicadas a Términos y Conversiones de Datos. Este viene con un pequeño relato introductorio del propio autor, cosa que, la verdad, se agradece. 

Rapidamente se nos pone en situación con una buena Introducción con la que entramos en la historia del Monte Gundabad en diferentes épocas. Habría que destacar sin duda alguna que, por su localización y geografía, este fue uno de los últimos bastiones de las fuerzas malignas en caer . Recordar que esta peculiar montaña está compuesta por tres picos y situada al norte de las Montañas Nubladas.

A priori, por lo citado anteriormente de localización y geografía, este sería el último lugar donde muchos iniciarían aventuras y yo estaba de acuerdo con ellos hasta que volví a releerme el módulo y entendí que El Monte Gundabad no es una localización más donde entrar, exterminar y salir con vida. Para nada, es un foco de poder muy grande donde el bien tiene una difícil cabida  y sí los conflictos socio políticos, el espionaje y el sabotaje del bien al mal e incluso me atrevo a aventurar antes de seguir con la reseña que es el primer módulo que yo animaría a jugar desde el otro bando jugando con esos problemas de poder, con esas escaramuzas de sabotaje de unos y otros. Sin duda alguna, no es un módulo tolkiano.

La Tierra y sus Habitantes. Buenas descripciones. Como siempre si el MERP será recordado es por esto, por estas descripciones olvidadas en tantos juegos y suplementos actuales. Clima, Flora, Fauna (especial mención a los Hongos que casi recuerdan más a ciertos lugares de la InfraOscuridad), los Orcos (forma de vida, costumbres, economía, idioma, religión, esperanza de vida y muerte,...), Trolls, Nórdicos Estaravi (los pobres desafortunados humanos que viven por esta región o al menos lo intentan).

Política y Poder. Muy centrada en los orcos porque evidentemente lo que más abunda aquí son orcos, tratantes de esclavos y esclavos. Jerarquía de la Ciudadela, Las Tribus Orcas de las Montañas, Fuerzas Militares y Anillos de Producción (los gremios artesanos de los orcos, vilmente despreciados, también son buenos herreros y lo que se pongan a hacer).

Panoráma General del Monte Gundabad. Un capítulo corto con apartados que describen las principales zonas exteriores de la montaña. 

Aventuras en la Ciudad de los Orcos. Nos presentan tres tramas de posibles aventuras, a cual más compleja. Un Mensaje para los Rebeldes, La Destrucción de Grond y Tres Reyes de Gundabad.

El resto del capítulo está dedicado a las personalidades más importantes del Monte y Objetos de Poder.

Las dos primeras aventuras parten de la base de que el grupo se introducirá en la vida cotidiana del Monte Gundabad, para intentar sabotearlo de alguna manera; sin embargo, la última nos introduce en las tramas políticas internas teniendo el grupo que contactar con diferentes bandos orcos. Sinceramente, yo veo este módulo para jugarlo desde el bando y perspectiva orca que es donde realmente tendrán sentido esos conflictos políticos, esas puñaladas traperas y donde poder saborear realmente las bondades que se plantean en este módulo.

Planos del Monte Gundabad. Una vez más espectaculares y detalladísimos mapas, aunque una pena que el mapa geográfico venga en blanco y negro. Este capítulo ocupa la mayoría del módulo, ya que no se dejan nada en el tintero incluyendo incluso una torre de vigilancia orca que puede ser un buen encuentro en mitad de la exploración de las montañas.

El Monte Gundabad en Otras Épocas. Complementa y ayuda perfectamente a la hora de situar el estado del Monte desde su época de apogeo hasta su época de declive.

Para finalizar el módulo vienen nuestras queridas tablas: Criaturas, Encuentros Aleatorios, Pnjs, etc.

Mi conclusión es que el Monte Gundabad es un módulo incomprendido, difícil de captar su esencia e incluso de darle un sentido útil en una campaña normal en el Señor de los Anillos. Si a eso le añadimos lo complicado que es de encontrar y seguramente su posible precio alto, no lo hacen un módulo recomendable para aventuras.

Gracias por leer hasta el final, Sendel.

2 comentarios:

  1. Hola, acabo de encontrar esta página y estoy rememorando viejos tiempos. Este módulo no me gustó mucho, principalmente porque no menciona para nada (según recuerdo) el origen de Gundabad como cuna de la raza enana, ni las agrias guerras con que los orcos arrebataron y corrompieron la ciudad santa de sus archienemigos. Por lo demás... demasiado "poco Tolkien" para mi gusto, aunque se les reconoce el ingente trabajo realizado.

    ResponderEliminar
  2. Buena reseña. Una lástima que en la actualidad tenga un precio tan alto.

    ResponderEliminar